FANDOM


¡ATENCIÓN: ARTÍCULO NUEVO, CONTENIDO RECIENTE!

Este artículo tiene información sobre un Nuevo Contenido, lo que quiere decir que no puede ser completado o corregido. Además de que también puede tener SPOILERS. Por favor, actualiza este artículo tan pronto exista material pertinente y preciso.

Halo: Bad Blood
Halo Bad Blood
Información
Publicación 26 de Junio de 2018
Escritor Matt Forbeck
Editorial Gallery Books
Páginas 352 páginas
[Como usar esta plantilla]

Halo: Bad Blood es una novela del Universo de Halo escrita por Matt Forbeck lanzada el 26 de Junio de 2018. La novela se enfoca en Edward Buck, reencontrándose con su viejo equipo después de los eventos de Halo 5: Guardians.

Resumen Oficial (Traducido)

"Apenas unas horas después de su batalla culminante en el planeta Forerunner Genesis, los Spartans del Equipo Azul y el Equipo Osiris se encuentran corriendo por sus vidas a partir de las maquinaciones malévolas de la ahora renegada IA Cortana. Pero incluso cuando intentan mantenerse un paso adelante, los problemas parecen encontrar al Spartan Edward Buck sin importar a dónde se dirija.

Una misión secreta promulgada por la Oficina de Inteligencia Naval podría posiblemente ayudar a cambiar el rumbo, y Buck aceptó a regañadientes reunir a su antiguo equipo, Alfa-Nueve. Porque si la banda realmente está volviendo a estar junta para esto, eso significa todos, incluido al Spartan al que Buck nunca quiere volver a ver, aquel que cometió la última traición de la confianza"...

Trama

La historia comienza con Edward Buck describiendo los eventos que siguen al Equipo de Asalto Osiris después de rescatar al Equipo Azul del Cryptum en el que los había encerrado Cortana. Ambos equipos Spartan colaboran para buscar una manera de salir del planeta Génesis con la ayuda del Monitor de la instalación, 031 Exuberant Witness. Bajo el ataque de cientos de Armiger, los dos equipos logran llegar a un Pelican que había llegado al mundo y se había estrellado en la superficie gracias a que había un Guardián que lo había traído durante los eventos de Halo 5: Guardians. Antes de que los equipos lo aborden, Exuberant se marcha para crear un portal que lleve a los humanos de vuelta a Sanghelios, ya que los Spartans habían acordado rescatar a su gente de ahí. Kelly-087 y Holly Tanaka logran hacer despegar el Pelican, y todos los Spartans logran escapar del ataque de los Armiger. Los equipos entonces se dirigen rápidamente al portal de Exuberant y cruzan por él para llegar en unos cuantos segundos a Sanghelios.

Al llegar a Sanghelios, notan que el planeta está completamente oscuro, lo que los lleva a sospechar que los Sangheili habían rechazado la oferta de Cortana. Al ver la tragedia, John-117 admite que se siente culpable por la situación en la que se encuentran y por haber permitido que ocurriera, por lo que todos lo confortan diciendo que si alguien podía haber convencido a Cortana, era él. Los Spartans entonces empiezan su búsqueda para encontrar a las Espadas de Sanghelios y siguen las sugerencias de Olympia Vale hasta que encuentran su campamento cerca de Sunaion, en la costa de Nuusra. Mientras que el Inquisidor Thel 'Vadam y sus tropas junto a Sarah Palmer y la Dra. Catherine Halsey apuntan a la nave de descenso, ésta aterriza y los primeros que bajan son Jameson Locke y John. Todos quedan aliviados al verlos y Halsey es la primera en recibirlos. Inmediatamente Palmer ordena que apaguen las luces del Pelican para que no llamen la atención y el resto de los Spartans bajan de la nave.

El Inquisidor les da la bienvenida al campamento y los invita a la cena que estaba ocurriendo así como les ofrece hospedaje hasta que estén listos para marcharse. Todos pasan la noche allí y el Equipo Azul tiene una conversación privada con Halsey. Luego Palmer junto a Halsey les informa a los Spartans lo que había ocurrido desde la Batalla de Sunaion: después de que Cortana diera su mensaje de oferta y amenaza para todas las especies de la galaxia, ella envió un Guardián de vuelta a Sunaion para someter al planeta. El Guardián cortó toda la energía de Sanghelios y destruyó las naves que quedaban sobre la ciudad. Para su suerte, la UNSC Infinity, la cual había estado en el Sistema Urs durante la batalla, logró detectar esto y hacer un salto desliespacial de emergencia a la Tierra. Fueron seguidos por Cortana y ahí encontraron otro Guardián, por lo que hicieron otro salto desliespacial de emergencia. Después de escapar, Roland había logrado comunicarse con Halsey y le había dicho que la Infinity regresaría al Sistema Urs a la mañana siguiente y estaría unos quince minutos para que ella y Palmer pudieran reunirse con su tripulación. Halsey admitió que no creía que pudieran lograrlo hasta que los Spartans llegaron con el Pelican. Terminada la cena, todos se fueron a dormir a excepción de John y el Inquisidor, quienes durante la noche recordaron las batallas que libraron juntos y se pusieron al día de todo lo que había pasado desde la última vez que se vieron en la Batalla de la Instalación 00. En la mañana, ambos equipos se preparan para marcharse y John es el último en despedirse del Inquisidor, los cuales se agarran del antebrazo en símbolo de amistad, y el Inquisidor le promete que cuenta con su apoyo para la crisis que estaba ocurriendo en ese momento, a lo cual John le agradece.

Los humanos se marchan del planeta y durante el camino Buck está absorto en sus pensamientos, preocupándose sobre dónde estaría su novia Veronica Dare y de si estaría ya muerta. Para su grata sorpresa, cuando el Pelican se acerca a la Infinity y pide permiso para abordar, la voz que los recibe es la de Veronica. Buck inmediatamente le pregunta cómo había logrado llegar a la nave, a lo cual ella simplemente responde que no era el único que sabía rastrear una nave. La nave de descenso aterriza en un hangar de la Infinity y les piden inmediatamente a Locke, John, Palmer y Halsey reportarse al puente de la nave. El resto se retira a quitarse sus armaduras después de ya tanto tiempo y a darse una aseada.

Después de darse un baño largo de una hora, Buck se da cuenta que lo espera fuera Veronica. Ambos se dan un beso y comparten un momento juntos, pero después de un rato Buck se da cuenta por la cara de Veronica que algo ocurre y le pregunta inmediatamente qué era lo que sucedía. Ella le responde que la ONI tenía una misión secreta para ellos y el resto del antiguo Escuadrón Alfa-Nueve , a lo que él contesta extrañado que el escuadrón ya no existía debido a que los únicos que quedaban eran él y el Spartan Kojo Agu, pero ella le dice que eso no es cierto y que cuando hablaba del escuadrón, hablaba de todo el escuadrón. En ese momento, Buck cae en la cuenta de a quién se refería y se niega completamente, ya que no quería volver a trabajar con el traidor Michael Crespo, pero ella le dice que era una misión de máxima prioridad debido a la situación actual de la galaxia. Dare le informa inmediatamente que, a pesar de que Cortana tenía el control, no todas las colonias humanas habían caído bajo su presencia; algunas habían logrado escapar de su vista y una en especial había captado la atención de la ONI: un asentamiento humano en control de la Frente Rebelde Unido en una antigua colonia humana abandonada por el UNSC en el sistema Cybele VI, había logrado burlar a Cortana y permanecer oculto. Sus habitantes habían descubierto anteriormente tecnología Forerunner incrustada en la superficie y habían estado vendiendo parte de ella en el mercado negro desde entonces. La ONI cree que algo de esta tecnología les permite ocultarse y quiere establecer un acuerdo con los Insurreccionistas con el cual puedan exportarla y replicarla; si no es posible esto, quieren aprovechar ésta tecnología de ocultación del asentamiento y establecer una base ahí. Es debido a esto que ocupan a Mickey, ya que es el único que puede ayudarlos a establecer un acuerdo. Buck afirma que no va a funcionar debido al rencor de los Insurreccionistas, pero Veronica replica que la ONI está dispuesta a hacer el intento de negociar y que si no funcionaba, ya podrían utilizar otros medios para convencerlos. Él entonces le dice que le está pidiendo trabajar con el hombre que los traicionó y vuelve a negarse, saliendo inmediatamente de la habitación.

Buck se pasea por la Infinity, recordando lo que había hecho Mickey, y termina llegando a la cubierta de observación de la nave, donde se encuentra al Capitán Thomas Lasky mirando las estrellas. El Capitán le dice que se una, ya que ayuda a despejar la mente y se da cuenta que algo le sucede y le pregunta sobre ello, pero Buck solo le contesta que era un problema personal que tenía que ver con una misión que le habían encargado. Él le dice que es un líder y que sabrá manejarlo, y antes de marcharse le aconseja seguir el juicio de Veronica. Buck se da cuenta que es una batalla perdida y que tendría que aceptar, o si no Veronica se vería obligada a ordenárselo y no quería hacerle eso. Regresa entonces a su habitación donde Veronica le ofrece un vaso con licor y él finalmente cede, preguntándole cuándo se marcharían, a lo que Dare responde que inmediatamente. Ambos se dirigen al hangar donde ya los esperaba una nave Condor cargada de suministros para la misión y Locke se reúne con Buck ahí, ordenándole que regrese bien de la misión. Veronica y Buck abordan el Condor, despegan y saltan al desliespacio en destino a Balaho, donde se encontraba en ese momento Romeo.

Durante el trayecto, Buck le pregunta a Veronica qué estaba haciendo Romeo en Balaho, a lo que ella responde que Romeo estaba encargado de escoltar a unos embajadores humanos al planeta para establecer un acuerdo de paz con los Unggoy, y la razón detrás de esta asignación, según los rumores que había escuchado, es que Romeo se había metido con la esposa de un almirante. Sin embargo, después del mensaje de Cortana, los Unggoy habían optado por aceptar su oferta y que se había perdido la comunicación con Romeo desde entonces. Al llegar al Sistema Tala, sistema estelar de Balaho, Veronica y Buck se dan cuenta de unas naves Forerunner que están transportando suministros al planeta y ella le informa a Buck que lo mismo estaba ocurriendo en todos los demás planetas que habían aceptado la oferta de Cortana. Ambos descienden sobre la capital de Balaho y Buck logra hacer contacto con Romeo, quien les pide urgentemente ayuda debido a que los Unggoy estaban cazándolo tras el acuerdo con Cortana y que ella había destruido la embajada de la capital. Logran rescatarlo en un edificio de la ciudad, haciendo un agujero con el Condor en la pared exterior de la última planta del edificio, y después de marcharse en dirección al espacio le informan de la misión que tenían.

Sin embargo, Romeo inmediatamente se niega a dejar el planeta debido a que los embajadores todavía se encontraban capturados por los Unggoy. Al principio, Veronica se niega ir a rescatarlos, pero termina cediendo debido a que se da cuenta que no es lo correcto. Regresan a la capital y Romeo logra comunicarse con los embajadores, los cuales se encontraban siendo transportados por los Unggoy bajo las calles subterráneas de la ciudad. Buck y Romeo bajan a la ciudad y logran llegar a la calle subterránea. No obstante, cuando llegó el transporte con los embajadores, aparecieron dos Unggoy en trajes Goblin e inmediatamente los empezaron a atacar. Los dos Spartan logran derribarlos y se disponen a ir a rescatar a los embajadores del transporte cuando apareció otro Unggoy a bordo del transporte amenazando con presionar el detonador que destruiría el transporte y mataría a los embajadores si se acercaban más. Inmediatamente Veronica les gritó por los comunicadores de sus cascos que salieran de ahí y un agujero en el techo se abrió tras una explosión, haciendo que escombros cayeran sobre el Unggoy con el detonador, pero no sin antes de haberlo presionado. El transporte explotó y Buck le dijo a Romeo que no había nada que ya pudieran hacer por ellos. Los dos son atacados por muchos Armiger y logran salir a la superficie, donde Veronica logra rescatarlos. Logran salir del planeta y saltan al desliespacio mientras que Romeo se lamenta que falló en proteger a su gente.

Cuando se recompone, él y Buck le preguntan a dónde se dirigían ahora, a lo que ella contesta que tenían que ir a la Luna debido a que ahí se encontraba el único ser que podía ayudarlos a extraer a Mickey de la prisión de alta seguridad en la que estaba encerrado. Buck no entiende y le cuestiona que a quién se refería, a lo que Veronica le responde que tenían que ir a pedirle ayuda a Vergil, quien después de su secuestro en Talitsa junto a Sadie Endesha había sido trasladado con ella por la ONI a una instalación secreta de la organización en la Luna para su seguridad. Romeo dice que si no estarían ambos ya muertos, puesto que Cortana habría cortado la energía, desconectando los generadores de oxígeno, a lo que responde Veronica que por eso se debían de dar prisa.

Al salir del desliespacio para entrar en el Sistema Solar y aparecer en la órbita de la Luna, Buck y Veronica se mantienen alerta en caso de que Cortana los haya detectado. Se acercan a la instalación de la ONI escondida en un cráter en la superficie y se dan cuenta que las luces están completamente apagadas. Al acercarse más, Buck se da cuenta de un muelle en la que los campos de fuerza que mantienen el oxígeno normalmente dentro de esa sección de la base están desactivados. Veronica supone que seguramente el Guardián con el que se apoderó Cortana del sistema Solar no solo cortó la energía principal sino también la energía de emergencia y por eso las puertas del muelle estaban abiertas. Buck y Romeo entran a la instalación por el muelle y se dan cuenta que está completamente desierta, sin ningún cuerpo en los pasillos. Después de un rato, llegan a una puerta cerrada y más asegurada que el resto de las puertas en la instalación. Buck toca y la puerta es abierta, y en su interior encuentran varios Huragok, incluyendo a Vergil. Buck y Romeo le piden inmediatamente su ayuda, pero Vergil se niega a cambio de que rescaten a Sadie, quien estaba retenida junto a otros habitantes de la instalación por varios Armiger.

Buck, Veronica y Romeo aceptan su condición, y los dos Spartans viajan al centro de la instalación, en la cubierta de observación, a rescatarla junto al resto de las personas capturadas. Allí logran formar una estrategia no muy exitosa para rescatar a los prisioneros, pero aún así logran derrotar a los Armiger. Mientras que el resto de los prisioneros se van a refugiar con los otros Huragok para esperar su propio rescate, Vergil y Sadie siguen a los dos Spartans para abordar el Condor, salir de la órbita de la Luna y saltar al desliespacio.

Inmediatamente el equipo se dirige a extraer a Mickey y cuando Veronica les informa del lugar adónde se dirigían, los dos Spartan quedan muy sorprendidos al saber que Mickey estaba siendo retenido en las instalaciones donde ellos tres se habían entrenado para ser parte de los Spartan-IV. Según Veronica, las instalaciones habían quedado totalmente incomunicadas desde el alzamiento de Cortana y que ella solo se había logrado comunicar con una IA llamada Leonidas, el cual se encontraba operando en las instalaciones; esto provoca que todos sospechen que Leonidas se había unido a los Creados, pero deciden no correr el riesgo de alertarlo y provocar que le pida ayuda a Cortana. Al llegar al sistema, Buck es el único que se comunica con Leonidas para no levantar sospechas y Buck le pregunta que dónde estaba Jun-A266, ya que era el oficial a cargo de la estación a lo que Leonidas simplemente le respondió que estaba indispuesto y que el mando había pasado a él directamente. Buck aterriza el Condor en el hangar y baja de la nave de descenso por la cabina mientras que Sadie, Veronica, Romeo y Vergil permanecen dentro escondidos. Buck es recibido por los habitantes de la estación, los cuales parecen no saber nada de lo que ocurre en el resto de la galaxia, por lo que aumenta el escepticismo de Buck sobre Leonidas. Al salir del muelle y entrar en los pasillos contiguos, Buck vuelve a preguntarle a Leonidas sobre Jun, pero la IA le contesta otra vez que estaba indispuesto y no se encontraba en la posición de poder recibir visitas debido a su estado. Entonces Buck le solicita permiso para poder visitar a Mickey, lo cual toma completamente por sorpresa a Leonidas pero le concede el permiso para visitarlo en la prisión.

Al llegar a su celda en la prisión de las instalaciones, Buck encuentra a Mickey acostado en su cama y mirando el techo, sin dignarse a verlo al principio aunque había notado su presencia. Mickey le pregunta que qué era lo que quería y antes de contestarle, le ordena a Vergil que impida que Leonidas escuche su conversación. Buck entonces le dice a Mickey que solo venía a hablar, provocando que finalmente éste se levante y lo vea. Buck empieza informandole que habían aparecido nuevos enemigos capaces de diezmar a la humanidad y que los últimos vestigios del Covenant habían caído a lo que Mickey le responde riendo que la humanidad no necesitaba ayuda para ser destruidos. Entonces Buck empieza a discutir con él sobre sus acciones en el pasado y sobre cómo los había traicionado a todos, pero Mickey admite que jamás los hubiera matado a él ni a Romeo así como que no se arrepentía de haber hecho lo que creía correcto. Mickey también trata de hacerle entender que se unió al Frente porque no le parecía bien que después de la Guerra Humano-Covenant ahora la UNSC apuntara a los humanos otra vez y que también el Frente no está compuesto completamente por malas personas, pero Buck se niega a admitirlo y le dicen que todos son terroristas por lo que eran malas personas. Buck, no obstante, admite que el motivo de su visita es para sacarlo de su prisión aunque le deja en claro que no era su idea. Sin embargo, tras continuar la discusión, Buck se marcha indignado y furioso haciendo que Mickey le empiece a gritar que sabe que solo vendría por él si ocurriera algo malo y que él podía ayudarlo, pero Buck lo ignora completamente. Veronica le dice entonces por su comunicador que, a pesar de que hizo bien captando el interés de Mickey, debía tranquilizarse por el bien de la misión.

Posteriormente el equipo procede a planear su siguiente paso y deciden que la mejor opción es desconectar a Leonidas del sistema, a regañadientes de Vergil quién le parecía que lo más conveniente era mejor negociar con la IA pero Sadie termina convenciendolo. Sadie, debido a sus estudios sobre las IAs tras el final de la guerra, entonces le sugiere a Buck que localice y desconecte del sistema el chip de datos de Leonidas, y Vergil le informa también que solo había una terminal en toda estación capaz de albergar una IA. Buck adivina que la terminal se encontraba en la oficina de Jun y se dirige inmediatamente hacia allí. En la puerta, encuentra tres Spartan sin armadura que formaban una guardia para proteger la oficina y un segundo después Vergil le informa que tenían un problema para que luego se cortaran las comunicaciones entre Buck y el resto del equipo. Leonidas entonces aparece y le advierte a Buck que regrese a su nave y se vaya de la estación a lo que el Spartan se niega completamente por lo que Leonidas activa la alarma de las instalaciones y le informa a todos los Spartan que el protocolo STOLEN GAUNTLET había entrado en acción ya que Buck se había convertido en un desertor. Los tres Spartan frente a él le apuntan, pero Buck los entrar en razón y los convence que Leonidas los está engañando, pero entonces la IA corta todo el aire de esa sección de la estación y los tres Spartan mueren. Leonidas entonces lo amenaza diciendo que si se movía, haría lo mismo con el resto de la estación y mataría a todos los Spartan en su interior. A pesar de esto, Buck lográ entrar en la oficina de Jun y desconectar a Leonidas después de que Vergil cortara la energía en varias secciones de las instalaciones.

Veronica vuelve a comunicarse con Buck y le dice que el campo de fuerza que retenía a Mickey en su celda se había desactivado al cortar la energía. Buck rápidamente se dirige a la sección de la prisión y encuentra a Mickey armado, aunque él no le apunta con la pistola. Mickey acepta seguirlo, afirmando que no quiere pasar el resto de su vida encerrado, y los dos empiezan a correr en dirección al hangar cuando son confrontados por otros Spartan que aun creían que Buck era un desertor. Los dos combaten contra ellos y Buck decide vengarse de Leonidas destruyendo su chip de datos cuando de pronto Buck recibe una comunicación entrante por parte de Dutch, quien se encontraba con su esposa, Gretchen, al fondo de un pasillo al lado de ellos y observando todo. Mickey y Buck se reunen con él y quedan sorprendidos al verlos como Spartan en armaduras de color gris oscuro con visores verdes. Dutch le dice a Buck que se unieron a los Spartan desde hace unos meses, y entonces Buck y Mickey con el apoyo de Dutch y Gretchen siguen combatiendo hasta llegar al Condor. Los cuatro abordan la nave y abandondan la estación, y Buck le quita a Mickey su arma cuando de repente Jun se pone en contacto con ellos, el cual les agradece por haberlo librado de Leonidas ya que la IA había privado de aire su dormitorio para mantenerlo inconsciente aunque también les llama para advertirle a Buck que tenga cuidado ahora que Mickey estaba bajo su responsabilidad y que, a pesar de ser tiempos desesperados, podría ir a corte marcial.

Al acercarse al borde del sistema, Dutch les cuenta a los demás que él y Gretchen solo habían regresado al servicio debido a que a ella le habían ofrecido ser una Spartan y que él no iba a permitir que ella lo dejara detrás. Veronica entonces admite que ella ya sabía que ellos dos se estaban entrenando como Spartan, pero no quería involucrarlos en la misión a menos que fuera necesario. Saltan al desliespacio y Veronica les cuenta a Dutch, Gretchen y Mickey la situación con Cortana y la misión que tenían por delante. Dutch y Gretchen quedan impactados mientras que Mickey se molesta demasiado que quieran usarlo para un enlace con el Frente al igual que admite que cuando Butch lo sacó de la prisión, era porque quería hacer las paces a lo que él responde, resentido todavía con él, que ya no le confiaba nada a él. Mickey entonces insiste que no va a funcionar y que los del Frente lo matarían al verlo, y que no eran suficientes para enfrentarlos a pesar de llevar cuatro Spartan. También afirma que el Frente vería como acto de guerra aterrizar en uno de sus planetas y que no entregarían tal tecnología de ocultación a la UNSC al igual que tampoco se tragarían el cuento de que era por el bien de la humanidad ya que eso mismo habían dicho durante la guerra contra el Covenant y al final de la guerra las hostilidades contra ellos se reanudaron. De la misma manera, tampoco ayudaba la idea que Cortana había sido creada por la UNSC. Romeo solo lo vió riendose todo el rato y argumenta que el Frente estaban perdiendo y casi se habían extinguido al igual que la UNSC fue la que los salvó del Covenant y que la amenaza de Cortana era mucho más grande de lo que el Covenant alguna vez fue. Mickey, sin embargo, sigue convencido de que el Frente no aceptará un acuerdo aunque admite que no pueden entregarse a Cortana sin luchar.

Veronica, después de esta discusión, les informa que se dirigen al planeta de Cassidy III, el cual era un mundo muy alejado del espacio humano ocupado y que la UEG la había fijado como una posible colonia tras enviar varios equipos grupos de exploración, pero que nunca se hizo realidad debido a los altos costos asociados con los viejos motores desliespaciales. Según la ONI, había bastante evidencia que había estructuras Forerunner en la superficie pero con un solo asentamiento humano, el Hoyo en la Pared, el cual había sido fundado cincuenta años atrás por piratas y otros proscritos ya que querían un escóndite seguro. Pronto se toparían estos con unos rebeldes que también huían y cuando la Insurreción empezó a menguar, una larga porción del Frente Rebelde Unido se unió a este grupo. Los sensores convencionales no detectaban el lugar, pero la ONI lo descubrió después de que un equipo de vigilancia se topó con él después de un fallo a un motor desliespacial durante revisión rutinaria y durante la guerra habían escondido un número de cosas dentro y alrededor del sitio para mantenerlas seguras y también para mantener vigilancia sobre los rebeldes de ahí. Se decidió no aprovecharlo seriamente por temor de atraer al Covenant y cuando éste descubrió la Tierra, uno de los planes de respaldo era mover un gran número de recursos de la UNSC a Cassidy III. Tras la guerra, la ONI decidió mantener la locación del lugar como clasificada y de alto secreto, y dejaron a la población de ahí porque no había razón para estar ahí. Mickey vuelve a decir que no se encuentra a gusto con la misión a lo que Buck le responde que si realmente estaba en contra de salvar a la humanidad de Cortana y que cuál era su punto con todo esto. Mickey les hace ver que no están peleando una guerra, que la guerra había acabado y que Cortana la había ganado; lo que estaban tratando de hacer es iniciar una revolución. Buck le pregunta si eso era algo malo, a lo que él simplemente responde con una sonrisa que tenía sentido a que consultaran con el Frente para iniciar algo así.

Después de esto, Buck se aleja y va a la cabina del Condor. Veronica se le une y ella le dice que lo está haciendo bien dirigiendo el equipo aunque él no parece convencido de esto a lo que ella replica que nadie espera que sea perfecto e insiste en que es un gran Spartan y un gran líder. Buck le confiesa que se siente más a gusto dentro del equipo Osiris y que prefiere que Locke esté al mando. Se quedan un largo momento en silencio y finalmente le pregunta Buck sobre la relación que ambos tienen y Veronica admite que ha sido una pregunta cuya respuesta han estado postergando demasiado. Buck le dice que quiere que ambos se retiren del servicio y vivan juntos aunque sabe que no era posible en un futuro cercano debido a la crisis que se enfrentaban a lo que Veronica concuerda diciendo que planear un futuro así se había hecho mucho más díficil. Enseguida él bromea que seguramente terminaría manejando un camión y ella se burla de él diciendo que seguramente sería un mal camionero ya que ya lo ha visto manejar horrible y el ejemplo más claro para ella era cuando manejó el Scorpion en la Batalla de Nueva Mombasa. Él se defiende diciendo que sacó a todos de esa misión a lo que ella le cuestiona si eso era su estándar de una misión exitosa y le dice que para ONI eso no contaría como una misión exitosa ya que ellos juegan a largo plazo; pero reconoce que aun así es la correcta decisión y que Buck siempre se preocupe en traer a su gente a casa era la razón por la que ella siempre lo elegía para misiones de alto riesgo. Sin embargo, él dice que no siempre tiene tanta suerte y que había perdido a bastante gente, pero ella insiste que eso no era por qué no lo hubiera intentado y que sabía ella eso mejor que nadie. Buck entonces regresa al tema de su futuro y ella le pregunta si se refería a casarse a lo que él se queda callado y ella le cuestiona si tenía miedo de que se casaran a lo que él le responde que no. Veronica le pregunta entonces que qué era los detenía de hacerlo y Buck le contesta que están ocupados a lo que ella le replica que siempre iban a estar ocupados y que la humanidad siempre estaría en peligro. Le insiste en la idea de que ya no deberían esperar más y deberían casarse ya. En aquel momento, Buck le admite que no quiere casarse con ella porque tiene miedo de que uno de los dos muera y Veronica replica que esa era justo la razón por la que ya debían casarse y le pregunta que si no era mejor morir casados a morir sin nunca haberse casado. Veronica decide entonces cortar el tema antes de que él lo haga. 

Cuando salen del desliespacio y terminan de planear todo, Veronica abre las comunicaciones con los rebeldes en Cassidy III y solicita permiso para aterrizar informandoles que eran parte de la UNSC y que solo venían en misión diplomática. Tras varios intentos, la líder rebelde, la Mayor Juanita Wells, le responde diciendo que no le creían por lo que Veronica le cede su lugar a Mickey para que hable. Al principio, ella tampoco le cree a Mickey y amenaza con destruirlos a todos en el Condor, pero finalmente él la convence que no venían al planeta con malas intenciones y ella acepta una reunión con ellos a las afueras del asentamiento. Tras llegar al punto de encuentro, bajan del Condor Veronica, Buck, Mickey, Romeo y Dutch donde los esperaba Wells con sus tropas rodeándolos, apuntandoles con sus armas y preparados por si intentaban algo. Veronica empieza preguntandole a Wells si sabía de la amenaza de Cortana a lo que ella le responde que sí estaba consciente de lo que ocurría en la galaxia. Wells también le dice que sabe perfectamente lo que quieren y que no les cree que la UNSC los dejará en paz después de que Cortana haya sido derrotada. No obstante, Mickey le hace ver a ella y a los otros rebeldes presentes que si no trabajaban juntos para resolver esta situación, no solo Cortana terminaría encontrandolos y matandolos a ellos sino que también mataría a sus seres queridos en las otras colonias. Los rebeldes finalmente aceptan llegar a un acuerdo y los conducen al Hoyo en la Pared, el cual estaba constituido por torres y estructuras Forerunner mezcladas con unas cuantas construcciones pequeñas que habían hecho los rebeldes para mejorar su estadía en el lugar.

Los llevan a una estructura Forerunner con forma de anfiteatro y colocan ahí una mesa con unas sillas, así como les ofrecen comida para que ahí puedan hablar Wells y Veronica mientras que un público los veía desde abajo. Veronica le pregunta a Wells sobre cómo funciona la tecnología Forerunner de ocultación que utilizaban y ella replica en que por qué debería contarle esto y decide relatarle la historia de Cassidy III, el cual fue descubierto gracias a un accidente que cometió un capitán pirata al haber hecho un salto desliespacial de emergencia y haber emergido en el sistema Cybele VI. Finalmente, cede y les explica que las propiedades de ocultación del planeta eran generados por la central de tres espiras que se encontraban alrededor del lugar donde el asentamiento se construyó. Las espiras no les proporcionaban ocultación visual, pero sí los protegían de cualquier tipo de sensor de largo alcance, sin importar si era en el espacio o el desliespacio. Se lograba esto al generar una gran capa parecida a una capa desliespacial que rodeaba la mayor parte del sistema y que creaba un campo extremadamente delgado con una gran densidad lo que permitía interrumpir cualquier señal que tratara de penetrarlo. Wells no ve una manera posible de lograr replicarlo en otro lugar, pero Veronica le dice que tienen un Huragok a su disposición y le solicita que permita dejarlo trabajar en el asentamiento con Sadie y que terminando los deje irse a cambio de regresarles a Mickey, algo que lo molesta mucho a él ya que no quería volver a ser encerrado en una celda. Ella accede y se retira mientras que ellos regresan al Condor.

Durante el camino, Veronica se comunica con Sadie en el Condor y ésta se rehúsa plenamente a trabajar con la organización que los había secuestrado a ella y a Vergil en el pasado, pero termina cediendo a regañadientes. Mickey también aprovecha en ese momento para quejarse otra vez que lo iban a encerrar en una celda y lo iban a intercambiar por Sadie y Vergil, por lo que Dutch trata de animarlo diciendo que iban a tener la banda de nuevo juntos y sería como los viejos tiempos a lo que Mickey replica que la banda se había destruido y que nunca regresarían los viejos tiempos. También Dutch termina confesandoles que Gretchen y él odiaban ser civiles al igual que estaban cerca de divorciarse cuando Jun terminó apareciendo y ofreciendoles ser parte de los Spartan.

Sin embargo, unos instantes después, la atención de ellos es captada al ver el Condor aterrizar en el asentamiento y Veronica capta de inmediato que algo malo estaba ocurriendo. Sadie baja, se reune con ellos y les dice que Vergil había encontrado a alguien en la armadura de Gretchen y Vergil les explica que había encontrado y contenido un fragmento de Leonidas que la IA había dejado anteriormente y en secreto, y que había hecho lo mismo probablemente con cada armadura a la que tenía acceso dentro de la estación de entrenamiento, entre las cuales se encontraba la de Dutch. Les aclara que esto solo era posible si las armaduras tenían un chip incrustado y procede a contener el fragmento dentro de Dutch para después extraer los chips en la armadura de él y la de Gretchen. Posteriormente, conecta uno de los chips a una tableta y aparece la imagen holografica de Leonidas, la cual les dice que estaba impresionado que lo habían descubierto pero que también ya era demasiado tarde y había alertado a las fuerzas de Cortana, las cuales habían enviado ya un Guardián a Cassidy III.

Buck desconecta el chip y se lo da junto al otro a Veronica, pero antes de que puedan alertar a los rebeldes, un Guardián aparece sobre el asentamiento, generando gritos de pánico sobre todos los habitantes. Alfa-Nueve inmediatamente entra al Condor y se disponen a salir del planeta, pero antes de que puedan despegar el Guardián lanza un pulso atenuante que corta la energía en toda la ciudad, incluyendo el Condor. Por fortuna, no corta la energía de las armaduras de los Spartan y las armas que traían seguían funcionales. Wells unos segundos después aparece acompañada de unos guardias y les reclama que esto era su culpa y que debían deshacerse del Guardián. Todos la tratan de convencer que no hay forma de pelear contra eso y que debían evacuar la ciudad antes de que fuera tarde, y Wells accede con gran pésame. Sadie les dice que Vergil puede reparar las naves de evacuación y al Condor y Wells les informa que tiene a su disposición unos cazas aéreos al otro lado del planeta y fuera del alcance del pulso del Guardián los cuales pueden distraerlo para que las naves de evacuación pudieran despegar. Todos acuerdan con el plan de reparar el Condor y transportar los pilotos de los cazas a sus naves, y en ese momento empiezan a surgir portales alrededor de la ciudad por los cuales aparecen Armiger, los cuales empiezan a atacar a la población.

Todos empiezan a atacar a unos Armiger que aparecen alrededor de ellos mientras Sadie y Vergil regresan al Condor para empezar las reparaciones. Posteriormente, Buck, Veronica, Romeo y Mickey siguen a Wells y a sus guardias a la torre central Forerunner en la ciudad mientras que Dutch y Gretchen se quedan en el Condor para proteger a Sadie y Vergil. Al llegar a la torre, las tropas ahí les dan munición, a Mickey una armadura antigua de SCDO y un Rifle de Precisión a Romeo. Todos enseguida continuan disparando a los Armiger, que seguían llegando conforme a los destruían, y pronto Buck se dio cuenta que, a pesar de seguir enojado con Mickey, había extrañado pelear junto a él, Romeo y Dutch. También se da cuenta que, aunque le gustaba pelear en Osiris, no la sentía todavía como la familia que una vez fue Alfa-Nueve. Después de esto, le promete a Mickey que terminando con estos Armiger, le diría cómo se siente realmente. No obstante, unos cuantas oleadas después, el Guardián se unió a la pelea y empezó a disparar sus cañones en contra de la ciudad, devastando edificios enteros. Finalmente, llega el Condor y Sadie y Vergil bajan de su interior mientras que los pilotos de los cazas aéreos entran para que Dutch y Gretchen puedan transportarlos a sus naves.

Inmediatamente Wells activó la alerta de evacuación en la ciudad y los miembros de Alfa-Nueve presentes la siguieron para subir a una plataforma que los llevaría a los transportes con los que podrían sacar a los habitantes de ahí. En la plataforma, Mickey y Buck vuelven a discutir y Mickey le dice que en algún punto tendría que superarlo ya que ya habían pasado tres años. Buck acepta que lo haría en un futuro, pero que no sería ese día a lo que el otro le responde que no pide que le perdonara y Buck le dice que no lo iba a hacer provocando que Mickey agregue que solo pedía que lo entendiera. Esto hace que Buck le suelte por fin lo que se había contenido decirle hasta el momento: que sí lo entendía y siempre lo había entendido, que odiaba que Mickey no lo hubiera hablado con él y que hubiera decidido actuar solo, y que lo hubiera superado si Mickey solo se hubiera unido al Frente y no los hubiera entregado a Romeo y a él ya que él nunca le hubiera hecho eso. Se detiene y al llegar al aerodromo los dos acuerdan terminar la conversación después.

Todos entran a un almacén llena de naves pequeñas de evacuación y Buck se da cuenta que definitivamente no todos lograrían escapar. Sadie y Vergil se ponen inmediatamente a repararlas una por una mientras que Wells empieza a seleccionar a la gente que entraría a los transportes. Poco después, llegan por fin los cazas y confrontan al Guardián para que las naves de evacuación puedan empezar a salir. Sin embargo, tras un rato, el Guardián logra destruir a todos y Mickey se desespera al ver que habría mucha gente que no lograría tener un lugar en las naves por lo que Buck, poniendo de lado su ira por un momento, trata de confortarlo diciendo no había otra opción y que lo único que podían hacer es ayudar a evacuar a todos los que se pudieran. Mickey lo asimila, pero le dice a Buck que le prometa que regresarían a ayudar a esa gente después de que todo acabara a lo que Buck le responde que no podía prometerle eso, pero haría lo mejor que se pueda y le ofrece una mano. Mickey lo acepta, diciendo que haría que Buck se aferrara a eso, y le estrecha la mano.

Wells entonces le ordena a Mickey que le diga a las personas restantes que se retiren a sus casas ya que a él lo veían como un héroe. Él, con gran dolor, obedece y hace que la multitud se retire. Al salir la última nave, Buck le pide a Vergil reactivar a Leonidas. Cuando el holograma de la IA aparece, Buck le dice que se rendían y querían entregar el planeta al Guardián. Leonidas acepta con la condición de que lo entregaran al Guardián cuando llegara el momento, algo que acceden todos aunque no del todo contentos. La IA se comunica con el Guardián y los Armiger dejan de atacar a la ciudad, aunque siguen apareciendo para evaluar el estado y condición de la gente. Aparece un portal más grande que los demás y Buck ve por la imagen a través del portal que conduce al mundo Génesis; todos los Armiger cruzan por el portal y desaparecen. Wells entonces les dice que ella se quedaría en el planeta con las otras personas que se quedaron atrás y Leonidas le promete que los Creados llevarían Armiger para rescatar a las personas en peligro y ayudar a reconstruir, así como les traerían comida y agua potable y los defenderían de invasores. Sin embargo, también le dice que debería entregar todos sus instrumentos de guerra, algo a lo que Wells solo le responde que los dejarían totalmente indefensos. Un momento después, el Guardián inicia el proceso para recolectar a Leonidas y una parte de la máquina se separa y se dirige hacia ellos. Leonidas le dice a Buck que solo tiene que colocar la tableta sobre el nodo Durance y el Guardián haría el resto. Buck obedece, aunque no entiende a que se refería Leonidas con "Durance", mientras Gretchen aterriza el Condor, algo que Leonidas nota y le advierte a Buck que el Guardián no lo dejaría pasar ya que la nave de descenso estaba armada. Buck entrega la tableta con Leonidas, pero antes de que éste se reuna con el Guardián, Romeo le dispara a la tableta con el Rifle de Precisión.

Enseguida todo Alfa-Nueve entra al Condor y despegan para salir de la atmósfera del planeta, pero el Guardián, como advirtió Leonidas, dispara un pulso de atenuación inhabilitando los motores de la nave de descenso. Buck en ese segundo ata una correa que Vergil había traído consigo originalmente para sostener una tableta con la cual se comunicaba y Buck abre la rampa para salir de la nave con el Huragok. Usando los asideros y puntos de apoyo para equipos de mantenimiento, Buck se hizo paso hasta uno de los motores y Vergil empezó a repararlo. Cuando terminó, sin embargo, la correa se rompió provocando que Vergil cayera en caída libre aunque a menos velocidad que el Condor por lo que sale volando hacia arriba. Buck se suelta y se lanza a atraparlo para después ordenarle a Gretchen que despegara ya que no lo iban a lograr. Cuando él cree que se va a estrellar, Veronica de repente lo empieza a llamar y Buck le dice que se arrepiente de morir sin haberse casado con ella a lo que Romeo interviene burlandose y le dice que se voltee. Buck le hace caso y ve que el Condor está persiguiendolos al igual que Dutch, Romeo y Mickey están formando una cadena humana con éste último a la cabeza. Mickey le ofrece una mano y Buck la agarra para que después todos los arrastren al interior, y salgan disparados para salir del planeta antes de que el Guardián termine de recargar y pueda lanzar otro pulso de atenuación.

Buck, una vez adentro, le reclama a Gretchen por desobedecerlo y ella le dice que Buck no dirigía la misión sino Veronica. Él le agradece a Gretchen y a los demás por salvarlos a él y a Vergil, pero le agradece especialmente a Mickey ya que lo había sorprendido. En ese momento, Buck se da cuenta que ha extrañado demasiado dirigir a su equipo.

Una vez fuera de peligro y tras haber dado varios saltos deliespaciales para asegurarse que no los siguieran, Buck le pregunta a Veronica que ahora qué iban a hacer a lo que ella responde que tenían que regresar a la Infinity y reportar sobre su misión. Ella reconoce que la misión, a pesar de no haber sido completamente exitosa, tuvo varios logros ya que varios científicos rebeldes que habían trabajado con la tecnología Forerunner de ocultación habían logrado escapar y podrían comunicarse con ellos para que les dieran alguna pista. Sadie le pregunta a Veronica sobre qué pasaría con el acuerdo que tenían con el Frente a lo que ésta le responde que el evento que acababa de ocurrir cambiaba las cosas ya que no podían permitirse perderla a ella ni a Vergil. Buck le dice a Sadie que su padre estaría orgulloso y ella se enrojece diciendo que no estaba segura de ello haciendo que intervenga la parte de Vergil que era Quick to Adjust para que éste le pudiera decir que él también sabía que su padre estaría orgulloso por la forma en que programó a Vergil. Sadie le agradece al Huragok por esas palabras y posteriormente todos hablan de lo que harían ahora con Mickey. Veronica afirma que eso era ya cuestión de la comandante Palmer, pero que podría ayudar a su caso la declaración de Buck. Mickey no cree que nadie dentro de la UNSC pueda confiar más en él y Buck concuerda si el caso aplica para combatir a los del Frente y que sus acciones en esta misión habían demostrado que quizás había algo de esperanza para él.

Al llegar a la Infinity, Veronica se apresuró en informar al capitán Lasky y a la comandante Palmer. A Mickey le asignaron una escolta armada hasta nuevo aviso mientras que a Dutch y Gretchen se apresuraron en ir a quitarse sus armaduras y dirigirse a la nueva habitación que les habían asignado en la nave. Romeo y Buck también se dirigieron a que les quitaran sus armaduras y después que éste último tomara un baño, vio que tenía un mensaje diciendo que Lasky y Palmer querían hablar con él en el primer momento que estuviera libre. Se viste y se dirige a la sala de conferencias de Lasky, donde él y Palmer ya lo esperaban. El capitán le dice que tome asiento y le piden que relate su versión de lo sucedido en la misión por lo que él les cuenta todo; al final, Buck le pregunta a Lasky lo que le pasaría a Mickey y él le contesta que por qué lo preguntaba. Buck dice que cree que, debido a su comportamiento en la operación, mostró que merecía otra oportunidad y Lasky, dudoso, le recuerda que Mickey fue acusado de traición; pero Buck dice que estaba consciente de eso y que Mickey ya había cumplido su condena con tres años de celda. Palmer interviene diciendo que Mickey tenía mucha suerte que la UEG no estaba de acuerdo con la pena capital ya que antes a los traidores se les colgaba del cuello en público y Lasky le pregunta a Buck si cree realmente que ha cambiado. Buck argumenta entonces que Mickey era bueno de corazón y un excelente soldado, así como fue una vez un Spartan fantástico; él creía que si la guerra contra el Covenant no hubiera terminado nunca, Mickey hubiera luchado del lado de la UNSC y no los hubiera traicionado. Lasky le advierte que podría estar diciendo una suposición muy grande y Palmer apoya al capitán diciendo que no vivían en una galaxia de hipóteticos sino que enfrentaban a la realidad como es. Buck defiende que eso era lo que se refería y que si estuvieran combatiendo al Frente, estaría de acuerdo con que Mickey debería ser encerrado. Palmer le advierte entonces que tenga cuidado en no engañarse a sí mismo y Buck le responde que sabe que no pueden volver a confiar del todo en Mickey, pero que cumplieron su misión y deberían tratar a Mickey como el enlace oficial entre la alianza con el Frente. Lasky asiente con su cabeza a Palmer y los dos parecen haber llegado a una decisión en común; antes de ordenarle a Buck que se retire, Lasky le dice que le impresiona que sea capaz de perdonar y olvidar lo sucedido con Mickey, y Buck se ríe diciendo que quizás podría perdonarlo pero jamás lo olvidaría.

Buck entonces busca a Locke para reportarse, pero no lo encuentra en ningún lado. Al darse por vencido, se pasea por la sección de Operaciones Spartan en la nave y se entera que le han dado una nueva habitación. Decide entonces ir a buscar a Veronica, pero tampoco la encuentra en ninguna parte y le envía un mensaje preguntandole que dónde estaba a lo que ella le responde que lo vería esa noche. Buck entonces se dirige al bar Luna llena en la sección comercial más cercana de la Infinity; para su sorpresa, estaban ahí el resto del equipo Osiris tomando tragos. Locke lo invita a unirse y le recuerda que le debe un trago a lo que Buck lo contradice diciendo que le debe probablemente más de uno e invita la siguiente ronda. Vale le pregunta sobre su misión y él responde que era clasificado y les pregunta por su parte que qué era lo que habían hecho y ellos le responden que era clasificado. Los cuatro se ríen y empiezan a intercambiar historias, y cuando hay un momento de calma Locke le pregunta que necesitaba hablar con él en privado. Ambos se alejan de Vale y Tanaka para sentarse en una mesa alejada de miradas curiosas, y Locke le pregunta por fin que cómo había logrado trabajar con Mickey a lo que Buck le responde que fue díficil, pero que pronto se dió cuenta que debía dejar de culparse por lo sucedido. Locke le pregunta entonces que si regresará a liderar a su equipo y Buck le responde que ama trabajar en Osiris aunque, si a él le pusieran a cargo de Alfa-Nueve, cree que está listo para volver a intentarlo. 

En ese momento entran al bar Romeo seguido de Dutch y Gretchen. Después que Dutch pide una ronda de tragos, Mickey entra en el lugar y todo el bar queda en silencio y todos se quedan viendolo, provocando que se ponga nervioso. Buck piensa en su mente que eso era lo que se merecía después de lo que le había hecho a él y a Romeo, pero aun así lo salva de esa situación ofreciendole un lugar en la mesa. Mickey le agradece mientras toda la conversación en el bar se reanuda y Buck le dijo que lo haría otra vez solamente si pagaba él los tragos siguientes. Mickey acepta y le pregunta a Buck lo que quería Locke, haciendo que el primero se de cuenta que no los había presentado lo cual hace en ese momento. Locke le tiende la mano y los dos le dicen a Mickey que quieren un escocés puro; él se dispone a ir a pedir las bebidas, pero batalla en levantarse por el nerviosismo que aun lleva. Locke trata de tranquilizarlo diciendo que todos ahí eran Spartan y que él mismo había roto docenas de leyes antes trabajando para la ONI, y acompaña a Mickey para ayudarlo a traer las bebidas.

Veronica en ese momento entra y se sienta al lado de Buck para abrazarlo. Veronica le reprende entonces que no disfrute demasiado de aquellos momentos de tortura de Mickey, aunque accede cuando Buck le dice que aun así se divertiría un poco. Buck entonces se da cuenta que, a pesar de que Cortana controlaba la galaxia, tenía de nuevo a sus dos equipos y a Veronica. Ella entonces saca el tema sobre lo que le había dicho Buck en Cassidy III sobre que se arrepentía de morir sin haberse casado con ella y él dice que era verdad cada palabra. Veronica entonces le suelta que, como siempre, era puro hablar y nada de acción; él trata de defenderse y Veronica se ríe preguntandole que si realmente creía que estaba en ese lugar esperando a que le pidiera la mano en matrimonio. Buck le recuerda que han estado muy ocupados y que ya le había preguntado antes si quería casarse con él a lo que ella le había respondido que no era el momento correcto. Eso provoca que Veronica lo cuestione si ahora el momento correcto y Buck replica que si le andaba pidiendo que se casara con ella a lo que Veronica responde que no le estaba pidiendo sino que lo estaba retando. En ese momento todo el bar vuelve a quedar en silencio y los ve, y Buck cae en la cuenta que Veronica quería que se casaran en ese momento. Le pasan a ella una tableta y activa la función matrimonial haciendo que Buck le pregunte que si no quería esperar mejor a que Lasky hiciera los honores a lo que ella responde que si ya estaba teniendo los pies fríos y él lo niega. Ella continua y Buck le pregunta ahora si era legítimo hacer eso y aparece en ese momento la IA Roland diciendo que no se podía perder ese momento por nada del mundo. Buck entonces le pregunta si sería oficial y Roland le responde que, en muchas maneras, él era la Infinity y que no había más autoridad abordo de la nave que esa. El Spartan entonces acepta continuar y todos (incluyendo Osiris y Alfa-Nueve) se ponen de pie para atestiguar ese momento. Roland se aclara la garganta y les explica que solo tienen poner su mano en la tableta y decir: "Acepto" si quieren casarse. Ambos no lo dudan por ningun momento al colocar su mano y dicen al mismo tiempo: "Acepto" por lo que Roland les anuncia que están ahora oficialmente casados. Los dos se besan mientras todos a su alrededor les aplauden y se vuelven locos por el momento.

El libro termina no mucho tiempo después de la luna de miel de Buck y Veronica, donde el primero estaba otra vez en un planeta distante liderando a Alfa-Nueve en otra misión clasificada. El equipo ahora estaba conformado por Romeo, Mickey, Dutch y Gretchen. Se encuentran sin refuerzos y sin poder contactar al Mando al mismo tiempo que mantienen un perfil bajo y se encuentran cazando enemigos. Buck termina de narrar diciendo que esto último era otra historia para contar.

Apariciones

Personajes

Especies

Organizaciones

Lugares

Eventos

Vehículos

Armas

Equipamiento y tecnología

Trivia

  • La ilustración en la portada representa al equipo Alfa-Nueve durante la misión en la que se encuentran al final del libro.

Galería

Fuentes