FANDOM


Jerome TFS

Jerome-092 se prepara para luchar contra el Flood

Something Has Happened es una de las siete historias de Halo: Tales from Slipspace. Escrita por Alex Irvine y dibujada por Vasilis Lolos, narra una infestación Flood en la UNSC Spirit of Fire en Enero de 2537.

Sinopsis

El 1° de Enero de 2537, la UNSC Spirit of Fire, luego de sacrificar su Motor Desliespacial Shaw-Fujikawa durante la batalla en el Mundo Escudo 0459 seis años antes, viaja lentamente de regreso a espacio controlado por humanos. La desgastada IA, Serina, anota en un reporte que está a seis días de alcanzar el fin de su período de vida operacional de siete años. Para mantener los procesos, despierta a la ingeniera especialista Violeta Maldini del criosueño para hacer una revisión de mantenimiento de rutina en la nave. Mientras Maldini inspecciona la Bahía Criogénica Foxtrot 7, es atacada por una Vaina de Infección Flood y es vencida por el parásito. Luego de poner el sector en cuarentena, Serina pasa los siguientes días examinando las acciones del organismo para obtener información que pudiera servir de interés al UNSC, así como para satisfacer su propia curiosidad. El 4 de Enero, Serina observa que el espécimen alcanza el final de su ciclo de vida y genera más Vainas de Infección. Tras absorber el conocimiento de Maldini sobre los códigos de las crio-cámaras, el Flood procede a abrir los tubos criogénicos e infectar a más miembros de la tripulación. Al notar que su comportamiento fue erróneo e inducido por la rampancia, Serina despierta a la Profesora Ellen Anders para pedirle su ayuda.

Aproximadamente 15 minutos después, el Spartan Jerome-092, que había arreglado su tubo para ser despertado en caso de que Anders lo necesitara, despierta para encontrarse en una bahía infectada por el Flood. Debido a los protocolos, Serina y Anders se ven incapaces de ayudar a Jerome a salir de la bahía en cuarentena. Armándose a sí mismo con un arma y granadas, Jerome lucha contra los parásitos y evita que salgan tras ganar códigos importantes del Teniente Kwan. Mientras Jerome lucha contra las Vainas de Infección y de Combate, Serina discute su condición con Anders y le solicita que ella, y no el Capitán James Cutter, sea quien termine con su ciclo de vida antes de que cometa más errores fatales. Mientras Jerome termina con la infección, Serina le informa que un individuo infectado logró escapar y se prepara para infectar a la tripulación en otra bahía. Persiguiendo a la criatura, Jerome se sorprende al ver que carga Vainas de Infección en su espalda. Serina, al notar que el Flood ha aprendido a ocultar su número real estando agrupado, abre una escotilla exterior y expulsa al Flood restante al vacío del espacio.

Serina triste TFS

Últimos momentos de Serina

Con la crisis controlada, Jerome se prepara para volver a entrar a estado criogénico. Le pregunta a Anders si está segura de que no hay más formas Flood en la nave, al ver que Serina no logró detectarlos. Anders le asegura que los escáneres no muestran más presencia de otras formas de vida y dice que no debería ser tan duro con Serina, ya que ella pronto no estará. Jerome se disculpa e intercambia unas palabras con Anders y Serina antes de volver a su tubo criogénico. Anders permanece con Serina por un rato para organizar las preparaciones para su partida. Antes de que Anders vuelva a congelarse, Serina le agradece por haberla ayudado. Serina procede a registrar el evento en los diarios de la Spirit of Fire, cubriendo diferentes escenarios bajo los cuales podrían ser despertados. Luego de completar un reporte del incidente para el Capitán Cutter, Serina comienza su desactivación.

Curiosidades

  • El nombre de la historia es una referencia directa a la última línea de Halo Wars: "Capitán, despierte. Algo ha sucedido". La línea solo se escucha luego de los créditos si se ha superado el juego en Dificultad Legendaria.
  • Jerome-092 se arma con un Rifle de Batalla BR85 para luchar contra el Flood. Esta arma no entró en servicio hasta una etapa más avanzada de la Guerra Humano-Covenant y en números muy pequeños. Por lo tanto, es imposible que hubiera estado a bordo de la Spirit of Fire cuando dejó el espacio controlado por el UNSC en 2531.
El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.